Inicio       Buenos Hábitos       Historias de vida       Remedios Naturales       Recetas Saludables       Belleza       Perder Peso       -> Espiritualidad <-       Curiosidades

7 Consejos de un Monje Budista para limpiar tu casa y tu mente.
Por Guru en Noviembre del 2017 en Espiritualidad

Seguinos en Pinterest

Los monjes budistas consideran la limpieza de la casa algo a lo que debemos darle gran importancia. Gracias a estos consejos no sólo tendremos una casa limpia y ordenada sino también un espíritu renovado y regenerado.

El monje Tulku Thondup dedicó varios años de su vida a traducir e interpretar los textos budistas antiguos y afirma que si pudiéramos ver la limpieza de la casa como un privilegio y no como un trabajo duro y pesado, tendremos la oportunidad de meditar de una manera única sobre lo que significa mantener limpio el lugar en el que vivimos.

El concepto de “limpiar la casa” no tiene solamente un sentido literal, sino también uno simbólico. Esto puede ser útil para liberarse de cargas emocionales y de las cosas que ya no nos son útiles. Es fácil darse cuenta de que el desorden genera estrés y preocupaciones. Realizar las tareas hogareñas tomándolo como un ejercicio de atención consciente, puede aportarnos importantes beneficios e incluso transformarse en una terapia.

Es por eso que debemos considerar las tareas de orden y limpieza de nuestro hogar como un acto positivo y un ejercicio para aliviar el estrés. Busca la manera de predisponerte para realizar este acondicionamiento de tu hogar con una actitud diferente y cambiarle el sentido de trabajo arduo y pesado.

El monje Tulku Thondup nos brinda estos consejos para ayudarnos en esta tarea.





1) Respeto al trabajo ajeno.

Quienes no cuidan los bienes que poseen, difícilmente cuiden a las personas que los rodean. No debemos olvidar que cada objeto que poseemos es el resultado del trabajo de una persona que lo creó o lo inventó y que esa persona depositó en ese objeto su esfuerzo y su tiempo.

Debemos cuidar cada cosa que poseemos y demostrar gratitud y respeto por el trabajo de los demás.

2) Agradece lo que recibiste.

No debemos tirar las cosas que ya no son útiles sino pensar en que hay alguien más a quien podrían servirles. Es por eso que el reciclaje es importante porque no tiene que ver solamente con la acumulación de desechos que afectan el medio ambiente, sino también con la ayuda que podemos brindar donando lo que ya no utilizamos.

3) Limpia y ordenada en momentos de tranquilidad.

Comienza a limpiar tu casa cuando te encuentres sola y con el mayor silencio posible. La mañana a primera hora o la noche cuando ya todos duermen es el mejor momento para ocuparse con tranquilidad de las tareas hogareñas.

En este momento, tu corazón se sentirá sereno y el espíritu se ocupará tranquilamente de todas las tareas que hayas pensado durante el día que debes realizar.

4) Respira aire nuevo.

Antes de comenzar la limpieza, abre puertas y ventanas aun cuando haga frío y deja que el aire enviciado del interior salga hacia fuera al mismo tiempo que respiras aire nuevo para darte las energías que necesitas para trabajar dentro de tu casa.

5) No dejes platos sucios en la cocina.

Sabemos que llega la noche y después de cenar lo único que queremos es nuestro merecido descanso, pero en la mañana cuando te levantas, encontrar una cocina repleta de platos y trastos para lavar, no predispone para bien.

En la naturaleza, cada proceso debe estar terminado al final del día con el fin de que pueda empezarse un día nuevo con energía renovada.

Empezar el día con cuestiones negativas sólo desequilibra nuestra paz interior.

6) Mantente concentrado.

Concéntrate únicamente en la limpieza de tu casa y evita pensar en otra cosa. No dediques tu tiempo a planificar el día, a realizar una lista mental de las compras o a otras preocupaciones.

Tu atención debe estar puesta en el aquí y ahora. Esto hará tu trabajo más sencillo y más satisfactorio.


7) En una casa se comparte.

En ningún lugar está escrito que las tareas hogareñas deben recaer sobre una sola persona. Debemos enseñar a los otros habitantes de la casa el arte de la limpieza y a que cada uno cuide su propio espacio evitando invadir todos los lugares disponibles.

Todo el mundo debe tomar responsabilidades en la limpieza y el orden de los lugares que frecuentan.

La limpieza de la casa, una terapia.

En algunas culturas, la limpieza del hogar es una actividad que tiene un gran valor y una gran importancia. En Japón por ejemplo, se lo llama “Osuji”, lo que significa “limpiar a fondo”. Los japoneses realizan esta limpieza importante los días 28 de diciembre con el fin de recibir el Año Nuevo en una casa limpia. Acumular objetos viejos que nos sirven así como problemas que nos cansan, se considera de mal augurio para el nuevo año que comienza.

Algunos profesionales de la salud afirman que realizar las tareas del hogar puede tener un efecto relajante y servir como un momento de meditación. Según la psicóloga Isabela Pérez Luna, “limpiar y ordenar son actividades que funcionan como una catarsis y permiten deshacerse de cosas que empezamos a juzgar como superfluas”.

Incluso, otros van un paso más allá y afirman que ordenar y limpiar una casa influye directamente en nuestra felicidad y nuestro bienestar mental. Tener una casa ordenada nos permite también tener una cabeza ordenada.

El budismo es una filosofía que prácticamente lo ha analizado todo; incluso, los efectos que la limpieza tiene sobre nuestro bienestar físico y mental. El budismo concibe la limpieza con una forma de meditación que puede realizarse a diario. Los monjes consideran las tareas hogareñas como un ejercicio espiritual a través del cual podemos cultivar y purificar el espíritu, el alma y la vida.

Para los budistas, el medio en el que vivimos está conectado a nuestro ser y refleja nuestro espíritu. Explican que cuando un lugar está desordenado, nuestro espíritu también lo está de manera que si mantenemos nuestra casa ordenada, nuestro ser interior se mantendrá claro y tranquilo.

Asimismo, considera que mientras ordenamos y limpiamos, nuestro espíritu se concentra en el presente. El hecho de vivir “aquí y ahora” es una de las claves de la felicidad y del éxito en la vida.

¿Qué piensas sobre tomar las tareas hogareñas como una actividad física y espiritual reparadora? ¿Por qué no? ¿Acaso no nos sentimos mejor cuando nos movemos dentro de un ambiente limpio y ordenado?

¡No dejes de compartir estas reflexiones tan profundas e interesantes!




Aprende Como Cultivar Una Planta De Jengibre En Tu...

10 Beneficios del Jugo de Piña para tu salud que s...

Usos y Beneficios que tú Abuela no te contó sobre ...

Aprende a Preparar de Manera Correcta el Té de Can...


Los consejos de Saludable.Guru son sólo para fines informativos y educativos. Saludable.Guru no es un sustituto de consejos médicos profesionales, de diagnósticos o de tratamientos. Siempre consulta a tu médico ante cualquier duda que puedas tener sobre una condición médica.

Al usar nuestro sitio web, está de acuerdo con que utilicemos cookies. Más info
.

Comparte esto con tu familia y tus amigos. Aprieta el boton de abajo.




Deja tu comentario sobre lo que viste





  









© Saludable.Guru - Sitio web sobre buenos hábitos y cuidados para tu salud.

Políticas de Privacidad